Evaluación Auditiva en el Puerto de Santa María

Los peligros de no oír bien

Perder sensibilidad auditiva no es solo dejar de oír, es perder Calidad de Vida además de asumir más riesgos y peligros en sus actividades cotidianas.

A simple vista no somos capaces de advertir que la mayor parte de nuestras relaciones sociales y familiares están basadas en la escucha. Todas las actividades, ya sean profesionales o familiares, e incluso las aficiones dependen de nuestra audición. Por lo tanto si perdemos nuestra sensibilidad auditiva nuestra Calidad de Vida se va a ver mermada. Debemos evitar, por tanto, que esto pueda suceder.

NUESTRA CALIDAD DE VIDA ESTÁ RELACIONADA CON UNA BUENA AUDICIÓN

Según vayamos perdiendo sensibilidad auditiva vamos a ir dejando de lado algunas de nuestras actividades y si no ponemos remedio alguno podremos llegar incluso a un aislamiento social completo además de poder acabar en procesos de aislamiento, estrés y depresión. Por otra parte y para entender que el proceso de perder la sensibilidad auditiva es una situación más o menos natural, más del 50% de la población mayor de 60 años la sufre. Lo ideal es detener cualquier proceso de pérdida auditiva y eso sólo se consigue si nos sometemos a revisiones regulares de audición.

Además del aislamiento y de la renuncia a la práctica de actividades diarias las personas sordas sufren mayor riesgo de accidente por la sencilla razón de no ser capaces de atender a señales sonoras de peligro como pueden ser las sirenas, las alarmas, el sonido de la puerta o el del teléfono, etc.

El índice de accidentes domésticos es mucho más alto en personas con problemas auditivos que en el resto de la población por lo que es importante tomar las medidas precisas para evitarlos y eso pasa por acercarse al Centro Auditivo Ángeles Fernández en el Puerto de Santa María de Cádiz. Concretamente estamos en la calle Valdés, número 30.

En el Centro Auditivo Ángeles Fernández ofrecemos los mejores medios y los profesionales más preparados para solventar sus problemas auditivos.