El agua es enemigo de los audífonos

Cuidado y Mantenimiento de Audífonos

Seguir unos hábitos de higiene y mantenimiento es imprescindible para prolongar la vida útil de nuestros audífonos o audas auditivas. Son dispositivos preparados para el día a día por lo que su durabilidad está garantizada siempre que se cuiden.

Los profesionales del Gabinete Auditivo Ángeles Fernández del Puerto de Santa María le vamos a dar los consejos necesarios para que sepa cómo debe cuidar y mantener sus audífonos en las mejores condiciones posibles. La vida útil de sus audífonos va a depender, en gran medida, de que siga estas rutinas.

Consejos para el cuidado de sus audífonos

La durabilidad de los audífonos está garantizada por lo que su vida útil es muy larga. De hecho se calcula que una persona que empieza a usar audífonos empieza a plantearse en cambiarlos en torno a los 7 años de uso y, más bien, motivado por las mejores prestaciones que por que no funcionen.

Pero para que los audífonos funcionen perfectamente, y duren muchos años, se deben seguir una serie de actuaciones lógicas de uso y mantenimiento que son las que permitirán que estos dispositivos sean muy duraderos.

En el Centro Auditivo Ángeles Fernández del Puerto de Santa María, en Cádiz, en el momento de la adquisición de los audífonos y durante todo el proceso de adaptación a los mismos se recomendará a los usuarios de estos dispositivos una serie de consejos y normas mínimas de higiene y mantenimiento que han de seguirse.

El objetivo es que todo usuario de audífonos se acostumbre a llevar unos hábitos de higiene y uso que permitan que la vida útil de estos se prolongue durante mucho años.

También aconsejamos que, de un modo regular, nuestros profesionales pueden hacer unas revisiones rutinarias de mantenimiento de sus audífonos, o bien planificadas, o bien cuando ustedes lo consideren oportuno.

Existen enemigos declarados y conocidos de los audífonos y, aunque los fabricantes van diseñándoles más resisentes y robustos cada vez, eso no significa que no les afecten determinados factores.

Entre estos enemigos declarados conviene destacar a los más dañinos y de ellos el más importante es la falta de higiene o limpieza. Conviene limpiar, tal y como le ha indicado el personal de su Centro Auditivo de confianza, los audífonos después de haber sido usados y antes de guardarlos. Muchas personas prefieren limpiarlos antes de usarlos pero en este caso es más dificil, especialmente cuando han estado mucho tiempo sin haber sido empleados. Siempre es mejor guardarlos limpios que tener que hacerlo antes de usarlos.

El maquillaje y las cremas también son enemigos de los audífonos por lo que le rogamos que extreme el cuidado en este caso.

Además el agua y la humedad también son malos compañeros de los audífonos, a pesar de que ya existen audífonos "resistentes" al agua.

La mejor recomendación que le podemos dar es que cuando no vaya a usar los audífonos los guarde en su estuche correspondiente porque es donde más seguros van a estar.

Algunos consejos para el cuidado de audífonos

  • Limpiarlos después de haberlos usado
  • Evitar el contacto con maquillajes, lacas, perfumes, etc.
  • Evitar el contacto con el agua
  • Evitar ambientes purulentos
  • Guardarlos en sus estuches cuando no se emplean